Tu cuerpo, tu tatuaje

Asumamos que estás pensando en hacerte un tatuaje. Esto puede parecer un poco intimidante para algunas personas por el hecho de que en realidad no tienen mucho control sobre lo que va a suceder. Honestamente, lo único que pueden hacer decir qué diseño prefieren. Después de eso, todo el poder de hacer una marca permanente sobre tu cuerpo cae sobre un completo extraño. ¿Qué tan buen artista es este sujeto? ¿Qué tan calificado está? ¿Qué tan cariñoso es cuando se dispone a inyectarte con tinta, usando esa enorme aguja?

Afortunadamente, vivimos en un mundo en el que a alguien se le ocurrió todo esto. ¿Por qué el equipo para tatuar tiene que ser sólo usado por unos cuantos? Un estudiante de arte llamado Jakub Pollág decidió inventar una máquina de tatuajes que pueda ser usada por todo el mundo, para que tú seas capaz de tatuarte a ti mismo, asegurándote de que el resultado sea el que tú quieras. Por lo menos si la riegas, va a ser tu propia responsabilidad.

La máquina tiene un solo grosor, y funciona a una velocidad relativamente menor a las normales, de manera que es ideal para un principiante en arte de tatuar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *